El riesgo de no pedir copia cuando pagas con tarjeta

La verdad es que esto de pagar «contactless» con la tarjeta tiene sus ventajas: rapidez, comodidad, higiene, etc. Y hoy en día admiten pagos de cantidades muy pequeñas, con lo que cada vez hay menor necesidad de llevar metálico en la cartera. Por ello, cada vez que nos preguntan si queremos copia después de haber efectuado el pago, es muy normal que rechacemos el ofrecimiento, por pereza y por no acumular papel de innumerables operaciones que se van sucediendo a lo largo de los días. Pero mucho ojo, porque esta práctica nos puede acarrear algún disgusto: «¿Quieres copia?»: estos son los riesgos de no pedirla cuando pagas con tarjeta.

En fin, espero que tras la lectura del enlace de arriba tengamos siempre la precaución de pedir la copia de marras, la cual conservaríamos al menos hasta comprobar los correspondientes movimientos en la cuenta del banco.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.