Prima de riesgo y “Primos” de alto riesgo

Compartir:

La noticia del día es que la prima de riesgo de España ha traspasado la barrera de los 500 puntos básicos, lo que supone un máximo histórico desde que entramos en el euro. Esto nos lleva a que el Estado español tenga que remunerar los bonos a 10 años a un interés superior al 6,44%, algo insostenible a todas luces y un auténtico lastre para el oscuro futuro de este país-cortijo rebautizado como Españistán. En suma, que nos vamos a tomar por culo…

Si tenéis curiosidad por saber con rigor en qué consiste ese término financiero tan de moda últimamente, la prima de riesgo, os remito al buscador de Google. Básicamente, en el caso español se puede decir que la elevada prima de riesgo (o diferencial de deuda) responde al sobreprecio que nos imponen los mercados a nuestra deuda pública como consecuencia de la incompetencia y corrupción de nuestros gobernantes. Así de claro… sólo hay que seguir la particular cadena de causas-efectos que nos ha traído a esta situación tan delicada.

Pero no creáis que la responsabilidad de nuestra desbocada prima de riesgo recae exclusivamente en la casta política y en sus señoritos, la casta financiero-inmobiliaria. No señor. Como decía mi abuela, para que haya listos tiene que haber tontos… son los dos reversos de la misma moneda (los psicólogos expertos en maltrato psicológico sabrán de lo que estoy hablando). Esto nos lleva a tener que hablar de los “primos” de alto riesgo, que no es precisamente un concepto financiero.

¿Qué son los “primos” de alto riesgo?. “Primos” de alto riesgo somos todos los ciudadanos que hemos contribuido a que esta penosa realidad tome cuerpo. Somos una legión de pobres ignorantes que nos hemos creído la imbecilidad de que estábamos en la Champion League de los países más desarrollados. Más específicamente, los “primos” son personas que han realizado acciones como :

– Votar al PPSOE (es decir a quienes han venido gobernando el país desde que se inició la burbuja del ladrillo). Depositar un papelito en las urnas cada cuatro años, cediéndole el poder a esta panda de impresentables, nos ha costado muy caro.

– Hipotecarse de forma irresponsable pagando cifras astronómicas por unas paredes de ladrillo y un techo, pensando que vivíamos en una fiesta continua y que el desempleo era una amenaza improbable.

– Llevar un modo de vida híper consumista financiado con créditos bancarios, adquiriendo todo tipo de bienes de consumo (coches de último modelo, televisiones de plasma, viajes a sitios exóticos, etc etc).

– Vivir desinformados, sin la más mínima curiosidad por la realidad socio-económica y por la política. En este sentido destacan millones de lobotomías televisivas practicadas en gente cuya visión de la vida se limita a lo que les aporte programas como “Gran Hermano”, “Operación Triunfo”, “Sálvame” y demás bazofia con capacidad de anular el pensamiento crítico. El fútbol tambien ha contribuido a esta lobotomización general.

Lo que quiero decir con todo esto es que no podemos eludir nuestra responsabilidad. El dejarnos manipular y tragarnos las mentiras del poder depende en última instancia de nosotros mismos. Jode reconocerlo, pero les hemos legitimado con nuestros votos, y les hemos mantenido trabajando y consumiendo de acuerdo a un modelo cortoplacista que sólo ha beneficiado a unos pocos. ¿O acordáis de la escena del timo de la estampita de Toni Leblanc?. Pues más o menos, así ha sido… ¿aprenderemos de ésta?.


1 comentario

  1. Txema Villa   •  

    Amigo, no es que seamos tontos, es que no podemos hacer, otra cosa, que pasar, de los que les consume, el consumo.
    La gente de España, siempre a sido,sobria.Tenia, que perder para aprender a ganar.Se aprende mas perdiendo, que ganando.
    Yo hace tiempo, que paso, de todo lo que no sea, ser feliz, a traves de la satisfacion de saber.
    Asi, que, como dice un canta-autor,español en su cancion, paso de las pelis yankis,porque casi todas les falta originalidad ya que todo, copian de los que les impiden salir, en los medios de comunicacion controlados, por ellos, lo mismo para su musica y literatura.
    Asi, que como me aburria toda, la musica que habia en el mercado, me hago, mi propia musica y mis propias peliculas unas veces las grabo y otras veces no.Pero he comprovado que es mejor hacer, de todo como el amor, la musica, cantar, pintar etc, que verlo y ademas es mas, barato

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *