Ocho razones por las que ser pesimista y tener mala leche te ayudan en la vida

Compartir:

house
House, quizás el mejor ejemplo televisivo de la “psicología negativa”

Sucede de vez en cuando que publican alguna investigación cuyas conclusiones ponen patas arriba el conocimiento común sobre aspectos del comportamiento humano que todo el mundo comparte sin cuestionárselo. Es el caso de un reciente estudio de un tal Joseph P. Forgas, profesor de Universidad de Nueva Gales del Sur, que nos revela algo bastante sorprendente: El pesimismo y la mala hostia pueden ser sentimientos que nos ayuden bastante en el desempeño cotidiano de ciertas tareas, siempre que no terminen degenerando en algo patológico (creo que todos conocemos a este tipo de personas “tóxicas” que te amargan la vida día sí, día también). Sin duda, este trabajo publicado en la revista Psychological Science contradice muchos postulados de la cansina psicología positiva, disciplina muy presente en diversos ámbitos sociales y cuya utilidad real no me queda muy clara (además… se nota demasiado cuando alguien se fuerza a sí mismo a verlo todo de color rosa… ).

A lo que vamos… os dejo el link a la fuente original (elconfidencial.com), donde podréis echar un ojo a las 8 razones por las que es beneficioso ser pesimista y ser un poco cabrón.

Relacionado: Efectos perversos de la teoría del pensamiento positivo

 

Sindinero en Twitter (¡¡síguenos!!): @sindinero

Recetas mierdaeuristas en Twitter (cocina para pobres, ¡follow me!): @mierdaeuristas


3 comentarios

  1. joshhh   •  

    No sé… a mi tener una actitud optimista tipo Bob Esponja no me va mal del todo. Y si me fuera mal, qué le vamos a hacer, pero creo que lo que sí que trae problemas es obsesionarse con ser lo que no se es (ejemplo: una oveja enseñada a ser mala)

  2. nachete   •  

    Bueno, todo es relativo. A veces es buena una determinada actitud o caracter, y a veces todo lo contrario. Y yo creo que ese equilibrio surge de forma natural y espontanea dependiendo en que situacion nos encontremos, y nuestras experiencias pasadas, educación, cultura, etc

  3. Rosa M. Font   •  

    Lo más positivo de todo: Acabar con esa tontería azucarada y babosa que pone de los nervios a cualquiera con un mínimo de inteligencia y sentido común de que hay que ser feliz sí o sí y verlo todo de color de rosa, Ir por la vida como si nos hubiéramos fumado algo raro no creo que sea buen método. Y yo en el curro prefiero a los sensatos con mala leche que a los bienintencionados e boba sonrisa que nunca jamás resuelven nada de nada y complican la vida de todos…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *