Experimento social: Qué ocurre cuando llaman terrorista a mujer musulmana

Compartir:

hiyab

En el siguiente vídeo nos plantean un curioso experimento social: Un tipo llama terrorista en plena calle a una mujer que lleva un pañuelo islámico. Estad atentos a las reacciones de la gente (os avanzo que dichas reacciones tienen que ver con el concepto de “responsabilidad diluida”):

La Hiyab (velo islámico) es una imposición religiosa que se ha convertido en una tradición muy arraigada en el Islam. Muchas mujeres musulmanas lo llevan “voluntariamente”, siguiendo las costumbres de su entorno social (presión social, vaya), pero su uso también puede ser obligatorio (Irán, por ejemplo). En cualquier caso, la idea que predomina en Occidente es la de la Hiyab como símbolo del poder masculino sobre la mujer, de ahí buena parte del rechazo y poco respeto que suscita… sin embargo, cabría preguntarse qué opinan los musulmanes sobre ciertas modas occidentales que cosifican a la mujer, como ponerse tetas de plástico (por poner uno de múltiples ejemplos). A mí personalmente me perturba mucho más unos implantes mamarios puestos por capricho que un pañuelo cubriendo una cabeza…

Fuente: lavozdelmuro.com


3 comentarios

  1. maite   •  

    Gracias por difundir este tipo de contenido que trata de lucha contra los prejuicios y la islamofobia.
    Solo aclarar, que el hijab no es una imposicion masculina ni del entorno (creeme que como mujer musulmana catalana nadie en mi entorno social me anima a cubrirme la cabeza con un pañuelo, al contrario).
    En occidente la idea que el hijab es una imposicion cultural y/o masculina es llanamente un prejuicio fruto de la ignorancia. La mayoria de la gente que opina sobre el Islam a penas conoce nada al respecto.
    Hijab es una manera de vivir que distingue entre espacio publico y espacio privado. No es algo que incumba solo a las mujeres (hay un hijab para hombres) y tampoco significa ‘pañuelo-en-la-cabeza’. Hijab significa ‘velar, cubrir, proteger’. El sentido original del hijab es proteger la dignidad de las personas.
    Obviamente los marcos cognitivos de una cosmovision religiosa y teocentrica son distintos de los de una persona atea y anti-religiosa. Y es ahi donde deberian empezar la tolerancia y el respeto.
    A quien le interese informarse ms sobre el tema le recomiendo la lectura del libro de Aisha Bewley: Islam el poder de las mujeres y el de Afroz Ali: Unveiling hijab.

  2. Teresa   •  

    A mi me surge una pregunta y creeme ke no es prejuicio sino curiosidad. Ese Hijab ke significa “velar, cubrir, protejer” conlleva ese pañuelo en la cabeza con la funcion de esconder el pelo ya ke es sensual? lo pregunto porke es lo ke siempre he oido pero nunca de primera mano.

  3. Pablo   •  

    Mmmmmm… No deja de ser lamentable si, pero esto no es del todo justo. Lerner ya estudio la conducta prosocial y puso como ejemplo el asesinato de Katy Genovese, que sino recuerdo mal fue asesinada una concurrida ma;ana en una calle de nueva york a plena luz del dia delante de mucha gente y nadie hizo nada. Probablemente a todas estas personas que pasan por delante les hierbe la sangre, pero es el miedo a hacer algo socialmente indeseable o a equivocarse delante de mucha gente, lo que hace que la gente no actue en esos casos, y no deja de ser mucho mas grave un asesinato a plena luz a principios del siglo 20 que unas vejaciones en el 21. Lerner dijo que cuanta mas gente estuviere presente, menos probable es que alguien actue ante una situacion. Aqui no se esta tratando un tema de racismo, sino de conducta social. Yo lo siento pero este tio ha meado fuera del tiesto. A esto es a lo que ha llegado internet a un punto en los que iletrados indignados suben videos para que otros iletrados se indignen… Mas estudiar sociologia y menos hacer el canelo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *